Matan a mujer dentro de vivienda; su madre y hermana están heridas

Tegucigalpa, Honduras.

Una mujer asesinada y dos gravemente heridas fue el resultado de un mortal ataque que se registró la tarde de ayer dentro de una vivienda ubicada en la aldea La Cuesta número uno de Comayagüela, en la capital del país.

Las víctimas son miembros de una misma familia y fueron identificadas como Karen Guevara (de 22 años), quien falleció de manera instantánea al recibir varios disparos.

Su cuerpo quedó en la cama en uno de los dormitorios de la vivienda.

Las mujeres heridas fueron identificadas como Nelva Rosa Navarro (de 40), madre de Karen, y Yohan Samar Sosa Navarro (de 13), hermana de la fallecida.

HechosAyer a eso de la 1:00 pm, varios hombres ingresaron a la humilde vivienda, donde se encontraban las tres mujeres y los hijos de Karen, dos niños, uno de tres años y el otro de tres meses.

De inmediato empezaron a disparar hasta asesinar a Karen y dejar con heridas de gravedad a su madre y su hermana, quienes de inmediato fueron auxiliadas por los vecinos y trasladadas en ambulancias de la Cruz Roja hasta la sala de emergencias del hospital Escuela y Materno Infantil para que se les brindara asistencia médica.

Los vecinos de las tres mujeres se mostraron consternados por lo ocurrido y dijeron que no saben quiénes son los responsables del hecho ni las causas por las que cometieron el crimen, pues aseguraron que solo escucharon los disparos.

Los vecinos al llegar a la vivienda y ver a las mujeres ensangrentadas, de inmediato auxiliaron a las dos heridas y con dificultades las bajaron por unas gradas, hasta llegar a la calle principal de la aldea La Cuesta, donde las subieron a la ambulancia, que las llevó al hospital.

DelicadasEn el lugar del crimen se podían observar rastros de sangre de las personas que lograron sobrevivir, pero el informe preliminar establece que su estado es delicado, pues los disparos les dañaron varios órganos vitales.

A los pocos minutos del ataque a las tres mujeres, agentes de la Policía Nacional y Policía Militar del Orden Público llegaron al lugar donde ocurrió el crimen y acordonaron el área para levantar evidencias e iniciar con las indagaciones del caso.

También llegó el personal de Medicina Forense, Ministerio Público y Dirección Policial de Investigaciones (DPI) a reconocer el cadáver, que quedó en uno de los dormitorios de la vivienda, y luego trasladarlo a la morgue, donde se le practicó la autopsia.

Mientras que otro grupo de agentes policiales ejecutó operativos de saturación en la zona para identificar y capturar a los responsables del hecho criminal.

Pero ayer en horas de la noche no se reportaron personas detenidas por el crimen.

En la zona solo existe una posta policial y desde hace varios años permanece cerrada, por lo que la criminalidad se ha incrementado, según lo manifestado por varios residentes.